Donar

Otramérica es posible gracias a tu aporte solidario

eventos Cádiz

15 - 17 noviembre / 2012Cumbre Alternativa La Hora de los Pueblos

La Cumbre Alternativa “La Hora de los Pueblos” se celebrará en Cádiz durante los días 16 y 17 de Noviembre, con ocasión de la XXII Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno.

La Cumbre Alternativa “La Hora de los Pueblos” se celebrará en Cádiz durante los días 16 y 17 de Noviembre, con ocasión de la XXII Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno, y que pretende reunir a personas y organizaciones de Cádiz y del resto del estado, a compañeras y compañeros del movimiento de solidaridad con los pueblos de Latinoamérica y al colectivo migrante latinoamericano, junto con compañeras y compañeros llegados del otro lado del Atlántico. En su organización están participando una treintena de organizaciones sociales, políticas, de solidaridad, de cooperación o de migrantes.

Las actividades se realizarán en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Cádiz, comenzando en la tarde del viernes 16 y extendiéndose durante toda la mañana del sábado 17. Durante la tarde se celebrará una gran manifestación y un acto final que contará con la participación de destacados representantes de gobiernos y organizaciones populares de Latinoamérica. El lugar y la hora de la manifestación y del acto final están pendientes de las negociaciones con el Ministerio del Interior, ya que han sido denegadas las solicitudes de espacios públicos en la ciudad, si bien la organización de la Cumbre tiene la decidida voluntad de que el programa se desarrolle al completo en Cádiz.

 

LLAMADO DE LA CUMBRE ALTERNATIVA:

 

ANTE LA CUMBRE IBEROAMERICANA DE JEFES DE ESTADO Y DE GOBIERNO
PROPONEMOS LA HORA DE LOS PUEBLOS

Los días 16 y 17 de noviembre, el gobierno español organiza la XXII Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno en la ciudad de Cádiz, tomando como escenario los fastos del Bicentenario de la Constitución de 1812.

Más allá del decorado y la puesta en escena, sabemos que este encuentro promovido por el Estado Español, no obedece a las necesidades y al encuentro de los pueblos, sino al objetivo de afianzar lazos de dependencia, allanar el camino a las transnacionales españolas en Latinoamérica, y exponer como paradigma de gobierno el conjunto de dogmas del capitalismo que impone retrocesos profundos, crisis económicas, desempleo, desahucios y condiciones indignas en nuestras sociedades. En definitiva, favorecer los intereses imperialistas de España y Estados Unidos en Latinoamérica.

Bien sabemos que lo que se pretende por parte de España y de países como Chile y Colombia, también alineados con la estrategia agresiva de Estados Unidos, no es avanzar en democracia ni en la defensa de los derechos humanos, ni en la justa distribución de la riqueza, ni en preservar la naturaleza, ni en el respeto a los derechos de los pueblos a llevar adelante sus alternativas de desarrollo,  sino que primará la lógica del beneficio, el expolio de los recursos naturales y los recortes a la democracia, hasta privarla de sus posibilidades como herramienta de soberanía popular.

Lo que persiguen estos países es continuar el ataque contra los procesos de lucha por la soberanía y la independencia política, económica, energética y alimentaría que llevan a cabo pueblos y gobiernos de Latinoamérica, especialmente con el objetivo de obstruir el proceso de integración latinoamericana que busca acabar con la dependencia y la sumisión a los países poderosos del Norte. Frente a la larga historia de intervención económica y política,  cuando no militar o claramente golpista del norte sobre el sur, es posible, necesario, imprescindible y urgente, un futuro presidido por la búsqueda de la igualdad en cada país y por el  respeto a la soberanía entre países.

Las organizaciones sociales, los pueblos, la gente común, no debemos permanecer impasibles mientras se toman decisiones salvajes, que afectan cada día a nuestras vidas y a la capacidad de las personas y los pueblos para intervenir en la construcción de nuestras sociedades y de nuestro futuro, mientras se incrementan los presupuestos militares, al dictado de los planes guerreristas de los  Estados Unidos y de la OTAN, mientras continúe la opresión contra los pueblos, ya expoliados durante siglos de colonialismo.

Por eso celebramos esta cumbre alternativa bajo el lema “La hora de los pueblos”, que pretende ser un espacio común, plural, diverso y abierto, en el que esté presente la realidad que ocultan los mercaderes de la información y se expresen las formas de entender las relaciones entre los pueblos que los poderosos no quieren ver crecer.

Queremos crear un espacio en el  que  los pueblos sean los protagonistas, donde se expresen alternativas capaces de sacudirse la tiranía de los llamados mercados, de las políticas neoliberales, capaces de acabar con la explotación inmisericorde de sus recursos y  con la violación sistemática de los derechos humanos que padecen los pueblos de acá y de allá para beneficio de bancos y empresas multinacionales.

La Cumbre Alternativa quiere expresar su más profunda solidaridad con los pueblos latinoamericanos en su lucha por los derechos humanos, civiles, sociales, políticos y económicos, y por el derecho colectivo de los pueblos a la soberanía, la libre determinación y la democracia. Y con la misma energía denunciamos la labor de los gobiernos del Norte que sirven a los intereses de de los capitalitas, en definitiva, para que los explotadores y corruptos que nos saquean sean cada vez más ricos y los pueblos más pobres.

Reiteramos que Nuestra Cumbre no tratará de componendas y beneficios, sino de las necesidades de los pueblos. No promoveremos recortes de derechos y libertades, sino que traeremos y  alzaremos la voz de la resistencia. Negamos que este sea el único sistema posible. Los tiempos difíciles que vivimos nos exigen que demos forma a otra realidad.

ES LA HORA DE LOS PUEBLOS

Ir arriba

¿Qué puedes hacer en Otramérica?

×