Donar

Otramérica es posible gracias a tu aporte solidario

radar Costa Rica

Activistas ticos muestran su solidaridad con los pueblos Ngäbe y Buglé

miércoles 08 de febrero de 2012 Las organizaciones ticas alertaban a primera hora de la protección excesiva en la embajada de Panamá en San José, por un inusual despliegue de antimotines. Pero han logrado realizar la protesta solidaria con los Ngäbe-Buglé de Panamá. La Policía no ha permitido la entrega de una carta a la legación panameña.

Foto: Diario El País (Costa Rica).

Foto: Diario El País (Costa Rica).

Por David Solís Aguilar

Nota de cierre 1:30 p.m.

Esta mañana en las inmediaciones de la Embajada de Panamá al este de la ciudad de San José se han concentrado centenares de personas, especialmente activistas de múltiples organizaciones sociales y entre ellas indígenas ngäbes costarricenses, y han mostrado a la representación diplomática que en Costa Rica se repudia y condena la violencia con que el gobierno de Ricardo Martinelli ha ejercido contra el pueblo indígena Ngäbe y los otros grupos solidarios.

La concentración de indignación y solidaridad estuvo marcada por manifestaciones artísticas espontáneas con la interpretación musical de un grupo de jóvenes cantando temas por ejemplo de León Gieco y Víctor Jara, se escribieron y pintaron pancartas en repudio a las acciones del gobierno panameño, se corearon consignas exaltando la lucha de los pueblos Ngäbe y Buglé y los otros pueblos originarios panameños y centroamericanos. También se “abrió el micrófono” para la expresión de la solidaridad por parte de representantes de diversas organizaciones sociales, lo que conviritó el acto en un homenaje a los dos Ngäbes asesinados por la policía el domingo y lunes pasados durante las jornadas de represión desatada por el gobierno panameño. El homenaje consistió en el llamado -utilizando el equipo de sonido portátil- del nombre de José Rodríguez Tugri (27 años) y el de Mauricio Méndez (16 años), a lo que las personas presentes respondían con el grito colectivo “¡VIVE!” y “¡PRESENTE!”.

Este reconocimiento a la lucha Ngäbe es interpretado por Paolo Nájera de la Federación de Estudiantes Indígenas de Costa Rica al decir: “El que dá la vida por la vida tiene una gran muerte”. Se manifestó también la solidaridad con la dedicación de un minuto de silencio por los compañeros y un minuto de aplausos y bullicio ensordecedor en homenaje a toda la  lucha indígena en Panamá, estos actos marcaron los momentos más emotivos de la fría y nublada mañana josefina. 

A eso del medio día las distintas expresiones de solidaridad dieron paso a un mensaje de cierre de la concentración por parte de Ovidio López, de la Mesa Nacional Indígena de Costa Rica, que exhortaba a seguir apoyando las luchas de los pueblos indígenas de ambos países, y a ser vigilantes del cumplimiento del “Acuerdo de San Lorenzo” por parte del gobierno panameño, el cuál por cierto en ningún momento de la concentración tuvo la mínimo muestra de respeto esta mañana, ya que ignoraron por completo la presencia decidida de las personas solidarias con la causa Ngäbe, y menos para responder los mensajes de repudio a las actuaciones de Martinelli y pandilla de des-gobernantes.

 

11:00 a.m. (hora de Costa Rica)

El número de personas que se han acercado a las inmediaciones de la Embajada de Panamá, al este de la ciudad de San José, ha credido desde la hora de convocatoria que fue a las 9 a.m. 

Con la participación de varios cientos de personas, especialmente de miembras de organizaciones populares y de mujeres y hombres Ngäbes costarricenses, se mantiene la concentración en las cercanías de la sede diplomática panameña en el país, a pesar del cerco policial que ha impedido el acceso a la embajada de las personas manfestantes para entregar sus demandas al gobierno panameño en apoyo a la lucha del pueblo ngäbe por su territorio y en solidaridad con las lucha indígenas, ecologistas y por el respeto a los derechos humanos en Panamá. Ningún funcionario de la Embajada ha salido de las oficinas para recibir la carta en la que se exige el cumplimiento del Acuerdo de San Lorenzo.

Esta concentración también ha convocado a medios de comuniación locales y del poder medíatico que están realizando notas con motivo de esta muestra de indignación y solidaridad; lo cual es un reflejo de la buena convocatoria que las organizaciones populares costarricenses han logrado para esta mañana. En la concentración se muestra la condena a las acciones del gobierno panameño utilizando un equipo de sonido portátil que es utilizado con el "micrófono abierto" para permirtir las libres manifestaciones solidarias con los pueblos indígenas panameños; tal y como lo expresó en una breve entrevista telefónica Paolo Nájera, miembro de la Federación de Estudiantes Indígenas de Costa Rica, al señalar que "el objetivo que era repudir las acciones del gobierno panameño y se está logrando".

 

10:15 a.m. (hora de Costa Rica)

Al ser las 9:30am (hora local) en las cercanías de la Embajada de Panamá en San José de Costa Rica, se han concentrado unas 200 personas, la gran mayoría parte de organizaciones populares costarricenses. Allí estaban representantes de las federaciones estudiantiles de las universidades públicas (FEUCR y FEUNA), la Federación de Estudiantes Indígenas, miembros de sindicatos, miembros de partidos políticos progresistas y de izquierda, ambientalistas de diversas luchas (especialmente la anti-minera), y hay una presencia muy importante de indígenas de pueblos como el Teribe (Térraba) y Ngäbe que viven en la capital y se han sumado como los representantes de Frente Nacional de Pueblos Indígenas (Frenapi). A esta hora la concentración sigue.

Esta concentración se realiza como muestra de solidaridad con la lucha de pueblo Ngäbe-Buglé de Panamá que ha enfrentado una cruenta represión desde que hace 10 días, cuando se levantaron en contra de un proyecto de ley que se enfilaba a limitar la autonomía sobre su territorio para permitir la explotación minera y los proyectos hidroeléctricos. La acción policial ha dejando como saldo dos indígenas muertos, decenas de heridos, y más de 150 personas detenidas y perseguidas. Esta manifestación en San José es una forma de repudiar las acciones violentas y visiblemente equivocadas del gobierno panameño en la atención al conflicto desatado desde el 30 de enero, lo cual tiene como antecedente jornadas de manifestación por las mismas causas en febrero de 2011.

La presente concentración de organizaciones costarricenses en las inmediaciones de la Embajada de Panamá en San José ha sido fuertemente controlada por un amplio cerco policial que desde horas muy tempranas de la mañana ha limitado el acceso a la calle frente a la mencionada sede diplomática, restringiendo el acceso a la manifestación a muchos activistas.

Este cerco policial no ha atemorizado a algunos manifestantes que han intentado pasarlo, por lo que la policía los ha tratado de amedrentar. El cerco policial se ha acompañado del despliegue de una gran cantidad de agentes antimotines, lo cual es un hecho muy poco común en un país donde los gobiernos se han acostumbrado y han acostumbrado a la gente a la realización de manifestaciones sin acciones violentas por parte de manifestantes o de la Policía. Pero, además, este despliegue policial parece ser muestra inequívoca del respaldo que el gobierno de Costa Rica, con su presidenta Laura Chinchilla a la cabeza, ha dado a la gestión autoritaria del gobierno de Ricardo Martinelli en Panamá. Tanto en el apoyo “moral” a las múltiples acciones represivas realizadas por este contra los movimientos populares, como en su carnal alianza comercial como pilares del “libre comercio” en Centroamérica y también como piezas muy importan en el ajedrez geo-político en América Latina.

 

* Con información apoyo de Paolo Nájera, de a Federación de Estudiantes Indígenas de Costa Rica, en el sitio de la concentración. David Solis es parte del Centro de Acción Alternativa Pabrú Prébere-Costa Rica.

Ir arriba

¿Qué puedes hacer en Otramérica?

×