Donar

Otramérica es posible gracias a tu aporte solidario

radar Derechos

Cólera homofóbica y transfóbica con el aliento de los Estados

sábado 26 de octubre de 2013 En agosto y septiembre fueron asesinadas 32 mujeres trans en las Américas y se han registrado siete ataques directos a hombres homosexuales en Haití y Jamaica. Allá donde el Estado criminaliza las relaciones entre personas del mismo sexo se multiplican las reacciones contra la comunidad LGTBI. La CIDH prende las alarmas.

Manifestación a favor de los derechos de la comunidad LGBTI en Colombia

Manifestación a favor de los derechos de la comunidad LGBTI en Colombia

Por Equipo Otramérica / varias fuentes

Katherine Jannett Droguett Silva, de 36, murió el pasado día 22 de octubre en Valparaíso (Chile) tras ser agredida por un hombre en la calle cuando ésta ejercía como trabajadora sexual. El asesinato de esta mujer trans no entra dentro de las cifras facilitadas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), referidas a agosto y septiembre de este año, pero es significativa del clima de violación de derechos humanos que vive "la población transexual, que es doblemente vulnerable cuando por falta de oportunidades debe sobrevivir en espacios tan hostiles como lo es el comercio sexual”, denunciaba el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) de Chile.

La CIDH esta alarmada “por las situaciones de violencia por parte de pandillas, instancias de abuso policial y otras formas de violencia contra personas lesbianas, gay, trans, bisexuales e intersex (LGTBI)”.  No se trata de cólera espontánea sino que es fruto de una estructura discriminadora y homófoca que empieza por legislaciones y declaraciones oficiales. “La CIDH considera que existe un vínculo inherente entre la criminalización estatal de estas conductas y la violencia contra las personas LGTBI”, asegura en un comunicado la institución dependiente de la Organización de Estados Americanos (OEA), de la que son miembros muchos de los países donde se criminalizan estas relaciones (casi todos los del Caribe anglófono).

Los ataques, recrudecidos en agosto y septiembre, consistieron en barricadas formadas por grandes multitudes que arrojaban objetos (como piedras y cócteles Molotov), o exigían el linchamiento de hombres gay.

Además del clima de impunidad hacia los actores de estos hechos violentos, la CIDH considera que también juegan un papel importante “los artistas del espectáculo (tales como artistas “dancehall”), los medios de comunicación y los grupos religiosos en las sociedades del Caribe en general, que con frecuencia contribuyen a reforzar los estereotipos y prejuicios contra las personas LGTBI”.

También se han registrado abusos policiales contra la comunidad LGTBI, como en República Dominicana, donde la noche del 18 de agosto dos hombres gay que hablaban en un parque fueron arrestaos, detenidos toda la noche, “maltratados y severamente humillados como consecuencia de su orientación sexual”.

El 10 de agosto, una mujer trans de La Matanza, Argentina, después de haber sido atacada e insultada por un hombre, acudió pidiendo auxilio a un agente de policía, quien también la habría agredido con su bastón mientras le gritaba que se fuera.

La Comisión “recuerda que los Estados deben asegurar que sus fuerzas de seguridad estén capacitadas en materia de derechos humanos, en particular en lo que se refiere a la no discriminación basada en la orientación sexual y/o de género. El abuso policial y la violencia institucional pueden comprometer directamente la responsabilidad internacional de los Estados en materia de derechos humanos”.

Los datos recibidos por la CIDH confirman que durante los meses de septiembre y agosto se cometieron por lo menos 32 asesinatos de mujeres trans, o aquellas percibidas como tales, en Brasil (20), Colombia (1), El Salvador (1), Estados Unidos (3), Honduras (1), México (5) y Venezuela (1). También se registraron serios ataques contra mujeres trans en Brasil (3), Guyana (1) y Panamá (1). Asimismo, en los últimos dos meses se informó a la CIDH de por lo menos 24 casos de asesinato de hombres gay en Brasil (22), Estados Unidos (1) y Jamaica (1), así como la muerte de una mujer lesbiana en Brasil. Además, durante los meses de agosto y septiembre, se registraron numerosos casos de ataques violentos contra hombres gay y mujeres lesbianas en Argentina (2), Brasil (2) y los Estados Unidos (7).

Los informes recibidos por la Comisión indican que los organismos del Estado encargados de la investigación de esos delitos con frecuencia tienden a identificar a priori estos crímenes contra personas LGTBI como "crímenes pasionales" o a hacer asunciones sesgadas con base en el estilo de vida de las víctimas, responsabilizándolas por los ataques, todo lo cual obstaculiza la efectiva investigación de los casos.

Además, en los Estados que criminalizan conductas entre personas del mismo sexo o identidades de género diversas, muchas víctimas no informan los delitos por miedo de ser ellas mismas procesadas. 

Ir arriba

¿Qué puedes hacer en Otramérica?

×