Donar

Otramérica es posible gracias a tu aporte solidario

radar BRECHA DIGITAL

El día en que Steve Jobs ha muerto

jueves 06 de octubre de 2011 Los diarios del Norte hacen homenajes encendidos al recién fallecido Steve Jobs. Los líderes mundiales se quedan cortos en elogios. ¿Cómo es América Latina hoy? ¿En qué la cambió el ‘visionario’ Jobs y su empresa Apple? ¿Alguien se acuerda de la brecha digital?

Mapa de acceso a internet (2007)

Mapa de acceso a internet (2007)

Mientras el 71% de personas tenían acceso a conexión de Internet en los países de la OCDE, en América Latina y El Caribe sólo puede conectarse un 20% 

Por Equipo Otramérica

En las redes sociales se pueden leer mensajes de dolor y agradecimiento a Steve Jobs. Algunos de ellos son posteados en Latinoamérica o El Caribe: en español en inglés… los cibernautas y los ‘conectados’ lamentan la muerte del hombre que “cambió el mundo”. Un diario español titula en internet: “Adios Jobs, un revolucionario”.

O las palabras han cambiado de significado o sigue imperando la mirada de la colonialidad de Euroocidente para definir el mundo en que vivimos. El ipod, el iphone o el ipad son conocidos en América Latina y El Caribe, por supuesto, pero para una elite eurooccidentalizada, que compite en los mismos mercados y que gusta de los mismos mitos.

Pero… ¿cómo es América Latina hoy, el mismo día que murió Jobs? ¿Cómo se ha incorporado a la cultura tecnológica del Norte? Desde luego, si Jobs hizo una revolución –apoyada en Internet y en la telefonía móvil- debió ser en otro lugar. Dejando de lado que la ‘revolución de Jobs’ lo que ha configurado es un mundo que consume más (música, datos, software, juegos…), estos son algunos datos sobre la realidad:

 

-       En el mundo hay unos 2.000 millones de personas (28%) con acceso a Internet; de ellas, 1.200 millones están en los países ricos (económicamente hablando). 

-       Mientras el 71% de personas tenían acceso a conexión de Internet en los países de la OCDE (el club que agrupa a los países autodenominados como desarrollados), en América Latina y El Caribe sólo puede conectarse un 20% (y la mayoría de ese porcentaje pertenece a los quintiles con más recursos económicos. Especialmente si tenemos en cuenta que en la región el 20% de los más ricos posee el 60% de los recursos y e 20% más pobre con dificultad accede al 1.5% de la renta). Hay que destacara que en los últimos 5 años el número de usuarios de Internet en América Latina y El Caribe ha aumentado en un 150%.

-       A un ciudadano de Europa 100 minutos de consumo de telefonía móvil le cuestan un 2% de sus ingresos mensuales. A un latinoamericano o caribeño la factura de esos 100 minutos se come hasta un 26% de sus ingresos mensuales.

-       El 50% de la humanidad no sabe lo que es un teléfono fijo y el 50% de los clientes de telefonía móvil está en los países ricos.

-       Un argentino necesita 1.93 salarios completos para pagar una tablet y 2,26 salarios para una notebook.

-       En la OCDE hay unos 60 computadores por cada 100 ciudadanos. En América Latina y El Caribe la media no supera los 12.

-       América Latina necesitaría 54 años para alcanzar la implantación de banda ancha que tenía la OCDE en 2010. Al menos, siete años para llegar a su nivel en telefonía móvil.

-       Es posible que el 45% de los haitianos que viven en total inseguridad alimentaria no hayan utilizado un ipod.

-       Se puede pensar que las 180.000 familias que no tienen vivienda en Costa Rica no han entrado al apasionante mundo del ipad.

-       Chile, uno de los países más tecnológicos de la región es, según Naciones Unidad, la República que genera más exclusión social de América Latina y El Caribe.

Pero no todo son estadísticas. Erick Torrico, director de la Universidad Andina Simón Bolívar de Bolivia, insiste: "Se ha planteado que la gestión de las TIC y en particular de Internet debe ser múltiple y democrática, y si antes mirábamos cifras de conectados y no conectados, ahora vemos factores con mayor complejidad".  Estos factores serían "la persistencia de desigualdades sociales que pueden ahondarse con una copia de los patrones del capitalismo avanzado, y la diversidad cultural velada pues, salvo el quechua, casi ninguna otra lengua indígena se maneja en Internet", explicaba a IPS.

Hay dos maneras de ver el acceso a las tecnologías de la información (TICs) y a la conectividad: como la incorporación al nuevo mercado global del entretenimiento o como la democratización de la información. En América Latina y El Caribe las TICs aún están en manos de la élite. Aunque los movimientos sociales las usan para la movilización y la organización, su impacto aún es minoritario o se centra en la visibilización de las luchas y causas en el exterior. Steve Jobs ha muerto, se buscan ‘revolucionarios’.

 

(Datos de PNUD, CEPAL, BID y UIT)

Ir arriba

¿Qué puedes hacer en Otramérica?

×